lunes, 28 de febrero de 2011

Realidad - Ficción

La noticia le dejó paralizado unos instantes, mientras un sudor frío le empapaba la espalda. No podía ser cierto. Se levantó del sofá y corrió hasta su escritorio. Allí, en el último cajón, donde amontona los descartes, buscó el relato escrito el jueves anterior, el que había desechado por juzgarlo demasiado inverosímil, y cuya misma historia aparecía hoy en la portada de todos los periódicos.
NiñoCactus

6 comentarios:

Puck dijo...

La realidad supera la ficción. Muy bueno
Saludillos

Juanlu (Luiyi) dijo...

Tristemente cierto...

su dijo...

Si es que todo puede pasar...¿o no?
Un beso real, lo he tirado al aire, a ver si te llega ;)

depropio dijo...

No me parece descabellado: hace poco publiqué una historia sobre asesino y programas de máxima audiencia y fíjate la que ha liado Ana Rosa Quintana.

Queramos o no escribimos acerca de los que nos rodea y, aveces, nos adelantamos....

Rosa dijo...

Tan real como la vida misma
Rosa M.

el fantasma dijo...

O_O