viernes, 15 de junio de 2007

II. La Luna

En la pequeña pedanía de Molinos de Papel le echaban la culpa de todo a Don Alfonso, el párroco. No debió permitir que la hija del herrero se casase sin el consentimiento y la bendición de su padre. Y menos aún acogerla en su casa cuando tuvo que huir de las amenazas de aquel. Desde entonces los cuchillos dejaron de cortar y si lo hacían la carne sangraba por muy cocinada que estuviera. Aunque ése era un mal menor.
Don Alfonso, por su parte, tampoco entendía nada de lo que estaba ocurriendo, pero él no le echaba la culpa a nadie. Incluso había comenzado a leer, eso sí de forma piadosa, algunos libros de artes oscuras. En ninguno de ellos se describía semejante fenómeno. Lo más parecido que encontró fueron lunas rojas o sombras provenientes de su cara oculta que descendían para atemorizar a pueblos enteros… Pero lo que allí pasaba, ¡qué demonios!, con perdón, no se podía explicar de ninguna manera. Miró el reloj, se le había hecho tarde. Salió corriendo en dirección a la ermita para oficiar la eucaristía. Sospechaba que esa tarde tampoco iría nadie.
Adelita era la que peor lo estaba pasando. Cuarenta y tres semanas de embarazo y el niño o la niña que no salía. Ella le echaba la culpa a partera. “Lleva siempre encima un calcetín de tu marido, así no tendrás un parto prematuro”. Pues primero los del marido, luego los suyos y, por último, los de su suegro los había quemado todos hacía ya diez días.
La noche del 15 de junio, cuando el reloj anunciaba el cambio de día, los aldeanos de Molinos de Papel se congregaron en la plaza del pueblo. Y allí se quedaron en silencio mirando fijamente a la luna, estática desde hacía ya un mes en cuarto creciente. Poco a poco las nubes fueron cubriendo el cielo y las primeras gotas disolvieron la reunión. Don Alfonso se remangó la sotana con la mano izquierda, se santiguó con la derecha y se fue directo hacia su casa.
Niñocactus

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues se nota que te estás casi yendo a Ecuador porque tus cuentos están empezando a tener cierto aire a los relatos de autores del otro lado del charco!! (al menos a mí me los recuerdan).
En fin, que no tardes mucho en publicar las partes siguientes de lo que pasa en este pueblo encantado, que ya sabes que no puedo no saber los finales de los cuentos durante mucho tiempo!!
Besiños una vez más desde la microcueva!!

cuentonuevo dijo...

Jaja! Pues de momento el resto no está escrito y eso que la primera parte "nació" en Granada hace tres añitos; debía tener ya Latinoamérica en los ojos. Por cierto soy un desastre. Los pueblos son diferentes así que voy ponerle nombre al primero. Siempre me pasa, tengo los datos en la cabeza y se me olvida escribirlo todo. Besis de luz y colacao para tu cuevita
Niñocactus

ning0 dijo...

Mira, que los pueblos eran diferentes, sí que lo había pillado yo.

Lo que no yo esperaba es que la cosa se enredara de esta manera. Aunque, si te pones a pensarlo, es razonable: Si se para el mar, es lógico que antes se haya parado la luna, y si se para la luna, se paran los partos. Lo que no veo claro es que la tierra siga su marcha entre tanto parado.

Pero, más raro que todo lo anterior es que no me ha preguntado las letricas. ME HA DEJADO ESCRIBIR EL COMENTARIO SIN PONER LETRITAS. Esto sí que es preocupante.

Ning1 dijo...

¿Dependerá lo de poner las letritas del movimiento de la luna? ¿o será que depende de los cuentos que en él se cuenten? uuummm

david santos dijo...

Belo cuento! Hay que continuar hablando a nosotros de este gran pueblo.
Gracias por tu trabajo.

Anónimo dijo...

Cómoooo??? Que todavía no tienes la continuación de la historia? pero,ni siquiera pensada??...un poquito de por favor con tus lectores guardianes niñocactus!!!
No es por meterte presión, pero el miércoles -que vuelvo a estar cuidando(otra vez??) de mis microbios- a ver si puedo leer algo de lo que pasa en otro pueblo con las estrellas, el aire, el suelo o los animales esta vez???.

Así que hace 3 años ya se estaba perfilando tu viaje a Ecuador sin saberlo...!!! Es que en Granada también pasan cosas extañas sin que nos demos cuenta!!!

Besiños gigantes!!